Thursday, February 22, 2024
InicioCulturaJodie Foster defiende la labor femenina en el cine - El Sol...

Jodie Foster defiende la labor femenina en el cine – El Sol de México

MORELIA. Las películas han cambiado la vida de Jodie Foster, especialmente tras haber crecido frente a las cámaras, y haber contado con una serie de maestros que le enseñaron el quehacer cinematográfico, y le abrieron las puertas de la industria. Hoy ve con agrado que su camino es similar al de las nuevas cineastas, pues actualmente existe un sistema de soporte para ellas.

Así lo afirmó en una charla de poco menos de una hora que sostuvo en el Teatro Ocampo con el crítico Nick James, dentro del marco del 21 Festival Internacional de Cine de Morelia, el cual llega a su fin este domingo, tras 10 días de actividades.

“Ahora es un nuevo mundo, y hay muchas mujeres directoras. También hay un sistema de apoyo para ellas, no puedo creer que pasamos tantos años sin realizadoras y ni siquiera se pensaba en ello”, señaló la actriz.

“No creo que fuera una conspiración, que todos los hombres se juntaron para evitar que las mujeres brillaremos en la industria, o la gente de color. Simplemente se habían olvidado culturalmente de nosotros, y en el fondo no sentían que era necesario contar nuestras historias y tener esas voces, sé lo que es eso y me da compasión”, agregó.

VIVE SU MOMENTO DE MAYOR LIBERTAD

Jodie señaló que el haber cumplido 60 años le ha brindado una libertad que antes no tenía, al permitirle escoger papeles diversos.

“Podía ser la villana, me podía divertir más y de otras maneras, sin tener que ser alguien en modo automático, contar una historia en primera persona, sin ser un retrato o también podía ser una actriz de reparto, entonces ha sido liberador cumplir los 60 como actriz”, aseguró.

La protagonista de El silencio de los inocentes (1991) reconoció haber atravesado por un periodo en su carrera donde no sabía exactamente en qué proyectos incursionar, pues sentía que “estaba compitiendo con mi yo del pasado”.

“Quizá a los cuarenta y tantos no me interesaba tanto actuar, y estaba como entre dos eras de mi vida. Me sentía incómoda, y sentía que había gente que hacía los mismos papeles que ya había interpretado en el pasado, pero ahora 10 o 15 años mayor”, contó.

DUDABA DE SU PERMANENCIA EN EL CINE

La también directora confesó que al haber iniciado su trayectoria a los siete años (con una participación menor en la sitcom El show de Doris Day), pensó que para su adolescencia su carrera se había terminado, aunque para 1977 recibió su primera nominación al Premio de la Academia por su participación en Taxi Driver de Martin Scorsese.

Sin embargo, en 1988 su percepción cambió por completo, cuando llegó a sus manos el papel de Sarah Tobias en la cinta Acusados, el cual asegura que no le había dejado un buen sabor de boca al finalizar el rodaje, pero resultó ser uno de los más exitosos de su carrera, al valerle su primer Oscar como Mejor Actriz.

“Fue una experiencia completamente difícil para mí, creo que me daba miedo el material. Tenía 23 o 24 años, me daba miedo ese material y lo traumatizante que era”, compartió, y reveló que no se preparó para ese personaje, lo cual terminó siendo beneficioso para ella.

“No leí el guion, lo leí un par de veces y no volví a hacerlo. Así lo hice con toda esa experiencia, a partir completamente de mis instintos. El personaje en sí es difícil, muy crudo, es difícil que te agrade. Eventualmente cuando vi la película pensé que mi carrera se había acabado, porque era una actuación terrible, pero la gente no estuvo de acuerdo con eso”.

ANÉCDOTAS QUE LA MARCARON

Al haber participado en más de 70 películas (entre las que destacan Contacto y La habitación del pánico) como actriz, su camino no ha estado exento de anécdotas divertidas que hasta la fecha recuerda.

Una de ellas fue durante el rodaje de la cinta La muchacha del sendero (1976), en la que una de las escenas que grabó con la actriz Alexis Smith le dejó marcas en el rostro.

“Tenía que cachetearme en una escena, y yo tenía como 11 años. Me golpeó en la cara una y otra vez, y pensé que no podía decir que no, hasta que me dejó su mano muy marcada en mi cara y me llevaron a otro lado”, narró.

Otro proyecto memorable fue Napoleón y Samantha (1972), durante el cual se vio obligada a grabar una escena con un animal salvaje. “Un león me debía sujetar por la cadera, y cuando me mordía yo estaba de costado, pude ver a todo el crew que se fue.

“Dejaron las cámaras y las luces, y aparentemente el entrenador, quien fue el único que no tuvo miedo, le dio la orden de soltarme y me dejó caer y rodé. He pasado por muchas cosas”, finalizó.

Sin revelar demasiados detalles, ni confirmar si sería directora o protagonista, Foster adelantó que recientemente terminó una serie cuyo reparto se compone en su mayoría por actores de origen indígena, algo que para ella es muy grato, pues le encanta fomentar ese tipo de historias.

EL FIC ENTREGA SUS PREMIOS

Tatiana Huezo y Lila Avilés fueron las grandes ganadoras de la edición 21 del Festival Internacional de Cine de Morelia, al llevarse tres premios cada una, con sus cintas El eco y Tótem, respectivamente.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

“El cine es complejo, puede tener mucho ego y error, pero también puede tener mucha belleza y comunión, seamos cineastas, hagamos más comunión porque la vida es muy bonita”, dijo Avilés, quien cargó a la protagonista, Naíma Sentíes, de siete años, para que recogiera el premio.

Por su parte, Huezo destacó que “tenía ganas de moverme de lugar, que mi alma respirara un poco y se quitara la sombra que queda”, algo que logró con la realización de este documental. La realizadora también se solidarizó con los habitantes de Acapulco por la reciente tragedia que vivieron, por el paso del huracán Otis.

Fuente

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Más popular